Las esperadas confirmaciones de San Miguel Primavera Sound 2012 | Waaau TV


Las esperadas confirmaciones de San Miguel Primavera Sound 2012 | Waaau TV.

Desde hace un tiempo, cada otoño asistimos a un divertido acontecimiento 2.0, que genera multitud de seguidores y la generación de diversos hilos de discusión. El hecho en si no es otro que los anuncios de artistas confirmados que la organización del Primavera Sound va emitiendo en cuentagotas cada año. Suele suceder al mediodía y vía Twitter y Facebook. Momentos donde el PS va soltando pequeñas dosis del ‘line up’ para cada edición, nombres de bandas y solistas, algunos extraños, otros bombazos, que van poblando nuestros ‘timeline’ de forma caótica y repetitiva. Se trata de un acontecimiento en si mismo, donde la modernidad (apostada o no) se siente como pez en el agua. Cualquier día encontraremos manadas de indies en Canaletes festejando la reunificación de alguna banda británica de principios de los noventa que firmó dos discos antológicos y que se separó por los encontronazos entre el cantante y el bajista.

Este 2011 también nos ha llevado estos divertidos episodios. Y el resultado de los diversos anuncios hechos por el festival barcelonés dejan un paisaje un poco extraño. Días antes de empezar la vorágine anunciadora, Gabi Ruiz ya decía en el blog del Primavera Sound que el cartel de este año le dejaba un gusto extraño, ya que no había un hilo conductor muy claro, ni un estilo acentuado para el muestrario de artistas. Realmente la sensación es ésta, aunque el resultado no tiene que ser desagradable por ese motivo. Así pues, encontramos, hasta la fecha, un grupo que podríamos llamar como cabezas de cartel o grandes nombres. Por ejemplo, la islandesa Björk, los veteranos Wilco, Death Cab for Cutie, The XX,  los atronadores Justice, Franz Ferdinand, Jeff Magnum, Spiritualized, Yo la Tengo, etc. Grandes nombres de la escena musical y que su talla de por si ya legitima su presencia en el evento. Asimismo, el PS no deja atrás su huella y, Pitchfork mediante, vuelve a traer todo aquello impregnado de olor a ‘hype’ presente o futuro. Bandas como Veronica Falls, Beach House o The Drums dan cuenta de ello.

También hay espacio para vueltas de formaciones clásicas como The Afghan Wings o el misticismo electrónico de Death in Vegas. Aunque la sorpresa, puestos a agrupar los nombres, ha sido el retal de bandas de heavy rock anunciadas recientemente. Léase Mayhem, Sleep, Napalm Death, Melvins o Wolves in the Throne Room. Un seguido de artistas que no concuerdan con la línea artística mostrada hasta hoy, digamos en un plano más formal, pero con mucho sentido a nivel del alma del festival, porqué si por algo se ha destacado el Primavera Sound es por no casarse demasiado con nadie, y premiar la calidad por encima de otras consideraciones.

Y es que todos sabemos que a finales de mayo hay una cita en el Parc del Fòrum de Barcelona. Siempre veremos alguna de nuestras bandas favoritas, las jóvenes bandas pretendencia, Shellac y propuestas que si no fuera aquí no seríamos capaces de encontrar en otra parte.

Akron Family: Misión espacial | Binaural


Akron Family: Misión espacial | Binaural.

En esta época de epílogo emocional de cierre de calendario, donde todo el mundo divide su tiempo en recopilar sentimentalmente lo que ha sido el año y lo que espera y anhela para el próximo, algunos musicópatas tienen tendencia a compilar lo mejor y lo peor, a nivel de discos, de este 2011. La tendencia entre el “mundillo” es tan extendida que uno mismo se encuentra, casi sin quererlo, en el ejercicio mental de colocar lo que tendría que aparecer en todas estas listas según, claro está, su propio y infalible punto de vista. Servidor no se considera poseedor de suficiente conocimiento y maleta de herramientas para publicar semejante listado. Pero cada uno tiene sus debilidades sonoras. Y a ellas procura mimarlas, cuidarlas y difundirlas cuanto pueda. Por este motivo, y por el increíblemente inadvertido concierto que dieron el mes pasado en Barcelona, me parece justo divagar un poco sobre Akron Family, uno de los grupos que más extraña y genialmente habitan el panorama musical.

A principios de este año publicaron un disco titulado ‘Akron Family II: The cosmic birth and journey of Shinju TNT’. Detrás de este lisérgico título topamos con una proeza sonora ensamblada con cuantiosas dosis de misticismo. Este disco tuvo un extraño proceso de grabación y composición en lugares remotos, posteriormente se publicó en Internet en diferentes versiones, hasta que el grupo decidió quedarse con la definitiva. Una forma de trabajar poco al uso, pero que no parece dada a la postura, sino a una bella falta de cordura y de rigidez formal que es de agradecer. El disco está formado por doce canciones de una vitalidad sonrojante. Suena a piedras lunares, a nebulosas, a fondos de pantalla de Windows estilo retro, a épica cósmica. Después de ‘Love is simple’ (2007) y ‘Set ’Em Wild, Set ‘Em Free’ (2009), donde parecía que Akron Family asentaba su esencia más ‘folkie’ al estilo norteamericano, aquí vuelven a dar una patada a sus coordenadas sonoras.

La psicodelia se apodera de casi todas las canciones. Las percusiones ganan presencia y el conjunto parece una oda un histrionismo sinfónico y ordenado. Como el típico veinteañero con peinado despeinado, donde el caos capilar está perfectamente estudiado. Prueba de ello es ‘Silly bears’, pista que abre el fuego, y que es una auténtica invitación a salir disparado de casa a bailar bajo la lluvia. Cosa similar sucede con otra perla como ‘Another Sky’. Una acuarela de trazos aguados, intensas capas y capas de sonido. Una especie de marmita donde encontrar a tíos con la cara pintada y plumas en las mangas. Colores fluorescentes. Como si MGMT, Vampire Weekend i The Flaming Lips dieran un trozo de cada uno para montar una canción. Brillantez espacial. El viaje cósmico tiene paradas más pausadas, con gusto a infusión de restos lunares, con cortes como ‘Light emerges’ o ‘Cast a net’. Dos canciones que nos llevan a sonidos más parecidos a los dos LP predecesores.

En resumen, un buen disco para días donde uno quiere saltarse un poco la trazada. Cuando no se tenga que decir que es lo mejor y lo peor del año que deja atrás. Cuando no haya ganas de proyectar demasiado su propia existencia. Solo fluir atemporal. Que a veces se está mejor en la vida espacial mental, que en ciertas realidades terrestres.

Critica de “El fin del mundo en mapas” primer disco de Maronda | Waaau TV


Critica de “El fin del mundo en mapas” primer disco de Maronda | Waaau TV.

Maronda es un nuevo proyecto musical capitaneado por Pablo Maronda y Marc Greenwood, bajista de La Habitación Roja. Ésta es una propuesta muy personal, amoldada a las dos personalidades que lideran esta nueva formación, con sello propio y personalidad marcada. El primer fruto de la nueva iniciativa ha sido ‘El fin del mundo en mapas’ (Absolute Beginners, 2011), un disco notable, supurando pop por los cuatro costados. Catorce piezas que aúnan la sensibilidad bien entendida, la intelectualidad sin aspavientos y la brillantez en lo que se refiere a planteamiento y ejecución.

Todo el disco tiene un aire a The Byrds imposible de pasar por alto, especialmente en la combinación de luminosos riffs de guitarra con pasajes más oscuros. Pop británico como marco donde amplificar sus metáforas y su, muchas veces, atormentado punto de vista, dejando también cierto regusto a Teenage Fanclub o hasta The Smiths. Con la diferencia que cantan en castellano, con lo que la tradición pop española de los sesenta también se nos hace presente. En lo que se refiere a sus letras encontramos un agradecido ejercicio de lirismo, donde se deja de banda el costumbrismo mal entendido y relleno de hoy-he-tomado-café-en-el-bar-mientras-leía-el-periódico del pop-folk independiente de este país. Letras versadas desde el mismo fin del mundo. Lamentos por dolor sentimental o canto sincero a la belleza femenina, como en la entrañable ‘Sin ministerio’. Por otra parte, las similitudes con La Habitación Roja son inevitables, por la presencia de Greenwood y por las coordenadas de las que parte la propuesta. Pero estas se tornan agradables y estimulantes, alejándose del calco, como en la pista número cuatro, ‘Control’, donde nos acordamos del grupo valenciano con sonrisa incorporada y repique de las plantas de los pies.

Finalmente, destacar dos piezas más para descorchar la esencia de Maronda. Por una parte, ‘La Roma imperial’, gran ejercicio de manufactura letrística con referencias a Godard, a tropas de centuriones y a lenguas y mundos muertos. De la otra, y con subrayado, el single ‘Los novios de Bélmez’. Sublime ejecución, guitarras penetrantes, crescendo continuo, repique de baterías y un absolutamente brillante y enorme cambio de ritmo en el cénit de la canción para darle colofón, marco y final. Esperemos, pues, que cuando lleguemos al fin del mundo, con el mapa que nos faciliten los verdugos vengan bandas sonoras como éstas.

Oscar Villalibre

Escena BCN en Music Hall | Waaau TV


Escena BCN en Music Hall | Waaau TV.

El Escena BCN ha vuelto a las programaciones artísticas de la ciudad durante este otoño. Pero su vuelta ha venido acompañada de cambio de ‘look’ y remodelación de sus pretensiones iniciales. Si bien Escena BCN nació en 2010 como una promoción para aprovechar el tirón cultural de la Diada de Sant Jordi, ahora pasa a ser un ciclo de conciertos. De esta forma, la primera edición de este festival se celebró el 23 de abril del pasado año en el Palau Sant Jordi de Barcelona. Desde la tarde hasta la noche se programaron múltiples actuaciones en dos escenarios diferentes, con la más manido de la escena musical catalana. Éste, precisamente, era el hilo narrativo del certamen. Aglutinar los grupos de la nueva oleada autóctona, con independencia del idioma en que cantaran y del estilo que practicasen. El resultado fue algo descontextualizado y la asistencia de público no colmó las expectativas seguramente generadas.

Fruto de esta cierta sensación de desazón, los promotores del Escena BCN han decidido no perder su propuesta pero la han sometido a un cambio de imagen y de esencia. Ahora pues nos encontramos con un ciclo de conciertos en la sala Music Hall de Barcelona. Durante varias semanas se programan diferentes conciertos con la promoción de bandas y artistas vinculados y emergidos de la capital catalana. Es decir, nuevo emplazamiento, nueva cadencia, nuevas filosofía y contexto. Esta vez las coordenadas parecen más certeras. Más a largo plazo, y no tanto un ejercicio intencionadamente casual para aprovechar cierto tirón mediático.

El Escena BCN 2011 tuvo su estreno el pasado mes de noviembre, y de momento ya han pasado por el escenario del Music Hall el polifacético Joan Colomo y la fragilidad folk de Zahara. Los próximos en perpetuar este ciclo serán Nacho Umbert & la Compañía, que actuarán el próximo miércoles 14 de diciembre. Este mismo mes también desfilarán Neurotica y Mel, el día 17, y como colofón, el lunes 19 de diciembre, Inspira aterrizan en el Escena BCN para seguir con la presentación de su gigantesco disco Escapistes.

Con todo, Escena BCN pretende seguir su camino y ahondar en su propuesta cambiando su esencia y adaptándose a un nuevo contexto musical. El tiempo dictará si el nuevo rumbo lleva a este proyecto a latitudes de mayor éxito. La ruta trazada tiene buena pinta para que así sea.

Oscar Villalibre